Ministerio de Trabajo y Previsión Social

La importancia de que exista una Política de Salud y Seguridad Ocupacional en los lugares de trabajo

San Salvador, jueves 25 de abril de 2019

El Salvador cuenta desde el año 2012, con La Ley General de Prevención de Riesgos en los Lugares de Trabajo y sus cuatro Reglamentos de Ejecución; herramientas legales que han permitido al Ministerio de Trabajo y Previsión Social, abordar el tema de la seguridad y salud ocupacional en los lugares de trabajo; y garantizar una política que establezca una cultura de prevención de riesgos y enfermedades profesionales.

El objetivo principal es beneficiar a las personas trabajadoras y los sectores productivos del país, esta política debe estar fundamentada en la creación de condiciones de trabajo dignas bajo un medio ambiente seguro y saludable, que permita a las personas trabajadoras desempeñar sus actividades con la confianza que su integridad corporal y salud no corren riesgos que afecten posteriormente o de manera inminente. Además, esta establecerá como factor fundamental los principios siguientes:

  • Identificar los riesgos.
  • Evaluar los riesgos identificados que no se pueden evitar.
  • Aplicar las medidas para evitarlos.
  • Controlar la eficacia de las medidas.
  • Relevar periódicamente las condiciones de trabajo especialmente cuando ocurre algún tipo de cambio en el lugar de trabajo.
  • Eliminar el riesgo.
  • Controlar el riesgo a través de medidas de ingeniería cuando éste por el proceso que se realiza no permite ser eliminado.
  • Verificación de la entrega y uso de los equipos de protección personal que deben ser usados por las personas trabajadoras de acuerdo a su labor.
  • Los lugares de trabajo que cuentan con una Política de Salud y Seguridad Ocupacional.
  • Minimizan los accidentes laborales y las enfermedades profesionales reduciendo el absentismo y los costos por incapacidades e indemnizaciones laborales.
  • Mejoran la productividad.
  • Se construye un medio ambiente de trabajo adecuado, con condiciones de trabajo justas, donde los trabajadores y trabajadoras puedan desarrollar una actividad con dignidad y donde sea posible su participación para la mejora de las condiciones de salud, seguridad e higiene ocupacional.
    Las personas trabajadoras tienen mayor rendimiento en las funciones que realizan.

El Ministerio de Trabajo y Previsión Social a través de la asesoría para el cumplimiento de la Ley General de Prevención de Riesgos y sus Reglamentos ha verificado avances fundamentales en el compromiso de las diferentes empresas en crear una cultura de prevención de riesgos, las personas trabajadoras están siendo conscientes de la importancia del uso de los equipos de protección personal adecuados a las diferentes labores que desempeñan.

A la fecha se han acreditado más de 14 mil comités de seguridad y salud ocupacional, quienes tienen como responsabilidad la construcción de una Política de Seguridad y Salud Ocupacional participativa y vigilar la ejecución de la misma.

Es un reto tanto para las empresas como para el Ministerio de Trabajo establecer procesos en materia de seguridad y salud ocupacional, reto que día a día está siendo superado por el compromiso asumido por los diferentes sectores.

Cada vez se está creando más conciencia de la importancia de contar con instrumentos que faciliten la realización de las tareas en los lugares de trabajo. Cierro esta intervención asegurando que el desempeñar el trabajo en condiciones de seguridad e higiene minimiza los riesgos de accidentes laborales e incrementa la producción, volviendo a las empresas más competitivas con un recurso humano comprometido.

Articulo escrito por: Licda. Nora López

border
MENÚ PRINCIPAL
×